El ’padre’ de la red  advierte del riesgo de perder los datos publicados electrónicamente

El ’padre’ de la red advierte del riesgo de perder los datos publicados electrónicamente

A Vinton Cerf, el que se considera como creador de Internet, le preocupa que imágenes y otros archivos de datos puedan perderse irremisiblemente. A este respecto asegura que se necesitan instituciones que preserven la información durante mucho tiempo.

Vinton Cerf, considerado el padre de Internet, ha venido a España para recibir el doctorado honoris causa de la Universidad de Zaragoza. Este ingeniero de 65 años diseñó, junto con su compañero Robert Kahn, el lenguaje informático -protocolo TCP/IP- que hablan todos los ordenadores conectados con la red mundial.

Más de dos décadas después de que la red saliera de los cuarteles y las universidades para hacerse universal, Cerf está preocupado por un problema que denomina "la podredumbre del bit", o degradación de la información producida por programas informáticos que quedan obsoletos y cuya vida se interrumpe.

"Imagine que toda la información de la NASA no pudiera leerse porque los programas que la crearon no estuvieran disponibles ya", explica, preocupado de que imágenes y otros archivos de datos puedan perderse irremisiblemente. "Y no lo digo sólo por los historiadores, sino por la utilidad misma de esa información en el tiempo", se lamenta.

En este sentido, el ingeniero aboga por la creación de una infraestructura que no dependa del URL, el sistema de identificación de recursos en internet: "Necesitamos instituciones que sean autosuficientes y capaces de preservar la información que necesitamos durante mucho tiempo", y no confiar en un sistema que produce tantas veces el mensaje 404 No encontrado.

 
 

Seguridad

Hace casi 10 años, Vinton Cerf creía que Internet tenía, fundamentalmente, dos problemas: el número de direcciones IP -las cuatro cifras separadas por puntos que identifican los sitios web- se estaba acabando, y era necesario ampliarlo; y el problema de la falta de seguridad de la red en ciertos aspectos.

El primer problema ha sido resuelto con la versión IPv6, que amplía a seis números las direcciones IP; pero no el segundo."El principal problema reside en los navegadores, que son un poco naïf y descargan cualquier programa que se encuentra en una página web", señala.

"Cientos de millones de máquinas se encuentran infectadas por programas -advierte Cerf-. Estos ordenadores pueden ser controlados remotamente para enviar publicidad basura, lanzar ataques de forma conjunta contra otro sitios web o simplemente propagarse a otros ordenadores". Y lo peor es que las personas que controlan estas redes, denominados generales de botnet, las alquilan a terceros.

"Si pudiera empezar a diseñar la red otra vez, buscaría prevenir este tipo de abusos" -dice el ingeniero- "No lo hicimos al principio porque no esperábamos que la red acabara en manos del público general".

 
 

Los niños en internet

En lo que respecta a las nuevas generaciones de internautas, Cerf sostiene que los maestros deberían educar a sus pupilos en la búsqueda de información dentro y fuera de internet y hacerlos capaces de contrastar los datos que encuentran en la red. "Sólo para que se den cuenta de que hay información de valor también fuera", dice.

Asimismo, advierte de que existe una gran preocupación por la pederastia y el abuso que los adultos puedan hacer de los niños en Internet. "Pero nadie se preocupa por el daño que puedan hacerse entre ellos", explica, refiriéndose a los casos de acoso escolar a través de la red informática.

Por último, habla de otro de los caballos de batalla en la red: "La propiedad intelectual debe repensarse -dice el ingeniero-. Copiar un archivo digital es tan sencillo que hay que buscar nuevos modelos de negocio que tengan esto en cuenta pero sigan retribuyendo a los creadores".

 
 

Fuente: ADN.es

San Judas Tadeo