La AUI elabora una lista con los fraudes más comunes de la Red

La AUI elabora una lista con los fraudes más comunes de la Red

- El robo de identidad encabeza la lista del los fraudes más usados por los cyber-delincuentes. El SPAM el problema que más preocupa y más gastos ocasiona a los usuarios.

- El fraude con tarjetas de crédito fue la forma más común reportada.

- La Asociación de Usuarios de Internet elabora una guía de recomendaciones a todos los usuarios y en especial a aquellos que crean haber sido víctimas de fraude.

Madrid, 21 de junio de 2006. La Asociación de Usuarios de Internet, una vez analizadas las quejas del último año, elabora un listado con los fraudes más frecuentes. La reclamación que encabeza la lista es el “robo de identidad” pero son muchas otras las presentadas por los usuarios: subastas en Internet, compras desde el hogar, premios y sorteos, quejas sobre la calidad de los servicios de Internet, oportunidades de trabajo desde casa, préstamos anticipados y servicios telefónicos entre otras. Además en los últimos meses las quejas por fraude que incluyen “transferencia o giro” como método de pago están creciendo con métodos nuevos de phising que combinan el envió masivo de correos con la falsificación de una página que refuerza el reclamo solicitado buscando un mayor número de usuarios que “piquen el anzuelo”.

El correo no solicitado, también llamado correo basura o spam, ocupa el primer lugar entre las preocupaciones de los usuarios siendo el que más costes, molestias y desconfianza les genera. “El coste estimado que supone el Spam para un empleado de una empresa, contabilizando exclusivamente el tiempo que tarda en mirarlo, supone en estos momentos más de 3.500 Euros por trabajador y año. A esto hay que añadir que el 98% de los fraudes y de los problemas de seguridad tiene su origen en un correo no deseado” apuntó Pérez Subías, presidente de la Asociación.

El segundo problema en este momento está en la falsificación de páginas web. Hay que destacar la respuesta positiva de las entidades financieras y comercios electrónicos que intentan buscar soluciones para combatirlo y para resolver los casos surgidos de estas prácticas en favor de sus clientes. “En la Asociación creemos que es necesario crear una cultura y unas prácticas que permitan la identificación mutua tanto del usuario como de la aplicación que utilizamos, el reto es conseguirlo de una forma sencilla y segura”.

Ver nota de prensa completa:

Ver otras notas de prensa

San Judas Tadeo